¿Te parece interesante? ¡Compártelo!

El Pleno del Ayuntamiento de Arganda del Rey ha aprobado este miércoles la modificación de la Ordenanza Fiscal reguladora del Impuesto sobre el Incremento del Valor de los Terrenos de Naturaleza Urbana, comúnmente conocido como plusvalía municipal, para adecuarlo a las sentencias del Tribunal Constitucional que declara ilegal el cobro de este impuesto cuando el vendedor no ha obtenido un beneficio por la venta de su vivienda y que supuso, de facto, una paralización en el cobro para los Consistorios al declararlo nulo.

Banner Residencial París 3

La concejala de Hacienda, Ana María Sabugo, ha recordado que esta adecuación obedece a la necesidad de los Ayuntamientos de ajustar su normativa al Real Decreto Ley dictado el pasado mes de noviembre por el Gobierno central después de varias sentencias contrarias al cobro de la plusvalía en operaciones en las que no se produce un incremento de valor entre el precio de venta y el precio de compra.

Sabugo ha recordado que “en la Comunidad de Madrid son aún pocos los Ayuntamientos que han cumplido con esta obligación, pero nosotros hemos querido abordar esta reforma con premura y que los vecinos se beneficien de ello lo antes posible, porque esta modificación será muy beneficiosa para los contribuyentes”.

De este modo, no estarán sujetas al impuesto de plusvalía las operaciones en las que no se produzca un incremento de valor y, además, se mejora la determinación de la base imponible de manera que se recoge la realidad de lo ocurrido en el mercado inmobiliario en los últimos 20 años mediante coeficientes correctivos que reflejan el precio real, y que se irán modificando anualmente en función de la evolución de dicho mercado.

Así, los contribuyentes que sí deban abonar esta plusvalía podrán optar por dos opciones. Por un lado, el método objetivo, que establece la base imponible del impuesto en función del valor catastral del terreno al que se le aplican los coeficientes anteriormente mencionados; y por otro el método real, en el que la base imponible es la ganancia obtenida en la operación.

“En cualquier caso, el contribuyente se verá beneficiado”, ha asegurado Sabugo.

Coeficientes

El principal punto de fricción en este punto ha estado precisamente en la aplicación de los coeficientes, que recoge el Real Decreto pero que los Ayuntamientos pueden gestionar. Tanto Vox como PP han afeado al Gobierno local que haya optado por aplicar los máximos en lugar de estudiar alguna reducción en este punto.

Asimismo, ambas formaciones, junto a Ciudadanos, han recordado que no todo serán ventajas para los contribuyentes, ya que las transmisiones en periodos inferiores a un año que antes estaban exentas ahora sí se verán gravadas con este impuesto.

Otras Noticias

El alcalde de Arganda califica de “varapalo” la supresión del impuesto de plusvalía municipal

Arganda aprueba su presupuesto para 2022 con un superávit previsto de tres millones y 18,5 millones en inversiones

¿Te parece interesante? ¡Compártelo!